Ilusiónate por el Mundo América,Diarios de Viajes,Mexico Excursión Isla Contoy e Isla Mujeres con Civitatis
isla contoy

Excursión Isla Contoy e Isla Mujeres con Civitatis

Y llegó nuestro último día de libre para realizar la excursión Isla Contoy e Isla Mujeres con Civitatis. Después de 2 excursiones muy parecidas; cenote y ruinas mayas, no nos podíamos venir de Riviera Maya sin nadar en el mar Caribe, en la segunda barrera de coral más grande del mundo. Además queríamos visitar alguna isla paradisiaca. Y acertamos con la elección, os lo cuento con más detalle.

En qué consiste

Elegimos la excursión con Civitatis, porque es de nuestra plena confianza. Llevamos años contratando con ellos muchísimas de nuestras excursiones y visitas por el mundo, y nunca hemos tenido una mala experiencia. Así que empecé a investigar qué islas me apetecía conocer.

Teníamos claro que queríamos visitar Isla Mujeres, porque es una de las más conocidas, pero además me apetecía conocer una isla paradisiaca y virgen. Dudábamos entre Holbox y Isla Contoy. Nos decidimos por esta última porque la excursión le dedicaba más tiempo al disfrute de la isla mientras que Holbox a encontrarse más lejos, teníamos más tiempo en carretera que el disfrute de la isla.

El precio de la excursión fue de 122.60 € por persona que pagamos aquí por adelantado a través de su web. Os dejo aquí el enlace por si queréis reservarlo. No es económica, pero mereció mucho la pena. A continuación os detallo todo lo que incluía.

Descripción de la Excursion

Recogida en el hotel

La excursión dura 10 horas, nos recogieron en el hotel Grand Palladium Riviera Maya a las 6 de la mañana en un minibús con unas 10 personas más. El trayecto era hasta Cancún que es desde el puerto que sale el barco. El trayecto hasta el puerto tarda 1 hora y media.

Llegada a Cancún

Desayuno

Nos bajamos del bus, y nos recibieron con unas pulseras y unas indicaciones para el transcurso de la excursión. Nos esperaba un desayuno variados: café, te, zumos, diferentes bollerías, frutas y panes. Muy completo. Además de una bandada de mosquitos que hicieron su desayuno con nosotros. Tanto que tuvimos que salir corriendo del lugar. Nos dieron nuestros chalecos salvavidas y nos embarcamos en varios barquitos con los guías. Tuvimos mucha suerte, porque fueron espectaculares, tanto dando información como para animar el ambiente en el barco.

Snorkel en arrecife de coral

Llegamos al lugar donde teníamos previsto realizar el buceo entre peces. Yo soy un poco cagueta para bucear, así que me quede en la cubierta del barco tomando el sol y bebiendo unas cervezas. Tampoco lo pasé nada mal!! Mientras Gonzalo y Cristian, se ataviaron de aletas y mascaras para el buceo (nosotros traíamos las nuestras, si no tienes ellos te las prestan, aunque no sé ahora como lo harán con el tema COVID). El guía les explico como iban a bucear, como debía de ser la postura para no alterar el ecosistema marino, y lo importante que era no tocar nada ya que podíamos contaminarlo sólo con nuestras manos. Bajaron y estuvieron aproximadamente unos 40 minutos. Tanto Gonzalo como Cristian disfrutaron muchísimo de la experiencia, llegando a ver varios tipos de peces, como un Nemo o un Marlín!! En el vídeo puedes verlo.

Isla Contoy

Isla Contoy

Seguimos navegando y por fin llegamos a la Isla Contoy: el paraíso terrenal. Esta isla es una de las últimas islas que aún permanece virgen de la Riviera Maya, teniendo sólo capacidad para visitar al día 200 personas. Es declarada Reserva Natural y Refugio de la Fauna Nacional. Esta deshabitado por el hombre y se la conoce también por la isla de los pájaros, porque allí se encuentran bastante especies diferentes y viven muy agusto.

Se debe de pagar como unas tasas al entrar (10 € aproximadamente, no incluido en el precio de la excursión, se paga directamente allí). Antes de desembarcar, el guía nos explico claramente, que no está permitido el uso de protectores solares en esa isla ya que contamina y mata a su flora y fauna. Por lo que es muy recomendable llevar alguna ropa que cubra hombros, cabeza y todo lo que te puede afectar el sol.

Después de un paseo con el guía caminando a través de la isla, cruzando manglares, y subiendo al punto más alto donde obtuvimos una vista de la isla al completo (sólo mide 8 kilómetros de longitud y 800 de ancho). Nos dejaron tiempo libre para bañarnos, y hacernos fotos.

Nos recomendaron dejar tiempo para el almuerzo, que se servía en el edificio con un museo y una torre de vigilancia.

Un buffet con diversa comida mexicana, con bebida incluida. Aunque nosotros aprovechamos más el tiempo bañándonos!!

Nos encanto la isla, realmente te sientes en un lugar privilegiado, donde la naturaleza y los animales se sienten libres. Espero que se sepa conservar la virginidad del lugar, a pesar del turismo.

Isla Mujeres

Travesía a Isla Mujeres

Después del almuerzo, volvimos a los barcos. Nuestra siguiente parada no es otra de Isla Mujeres. Nuestro tiempo en este isla era apenas de 1 hora y media, así que tal como bajamos del barco, salimos pitando hacia la Playa Norte, donde se dice que están las mejores playas.

Y no se equivocaron, allí, el agua turquesa, la arena blanca y los chiringuitos a pie de playa con palmeras y cocoteros. La música caribeña embriagaba el aire cálido de la tarde, los yates hacían fila en el horizonte a cual de ellos más espectaculares. Realmente este trozo de la isla es para sentirlo.

Disfrutamos un rato de baño, jugando con los peces de la orilla. Pero pronto tuvimos que regresar al puerto donde nos esperaba nuestro barco. Al volver caminando por las calles de fina arena, pudimos observar como se mezclaban casas muy humildes, con hoteles boutique, o apartamentos rascacielos para alquilar.

Vuelta al hotel

De vuelta al barco, ya sólo nos quedaba volver al Puerto de Cancún para que el autobús nos devolviera a nuestro hotel, nos despedimos de nuestros guías, no sin antes comentarnos que durante nuestra excursión, la zona de nuestro hotel había sido azotado por una tormenta fuerte de lluvia y viento.

Gracias a Dios, no fue nada grave. Pero se veía claro, las hojas de árboles por todo los lados, y charcos de lluvia, que no había sido algo insignificante.

Precisamente por culpa de esta tormenta se inundo el restaurante Poseidón, que es donde teníamos la cena esa noche en la playa. El mejor restaurante del Complejo Grand Palladium Riviera Maya y nos quedamos sin probarlo!!!

Opinión personal

Nuestra opinión personal sobre esta Excursión Isla Contoy e Isla Mujeres con Civitatis es que merece muchísimo la pena. Obviamente, si tuviésemos más tiempo, hubiéramos preferido visitar cada isla en un día diferente y dedicarle más tiempo a Isla Mujeres. Pero esto es lo que hay!!

Imprescindible para esta excursión, bañador, gorro, y toalla. No recomendamos protector solar por lo que os explico más arriba de la contaminación en Isla Contoy.

Espero que os haya gustado esta entrada en el blog, y con esto concluimos nuestro viaje a México Lindo!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *